SOBERANÍA DE NAVARRA by Nabartzale bilduma. Este es el correo para escritos, artículos, comentarios y sugerencias. Los artículos, escritos y comentarios deben estar debidamente firmados por su autor o autora en formato Word. Solo se publicaran aquellos escritos que estén realizados desde la independencia y soberanía de su autor o autora siguiendo los criterios editoriales de los miembros de NABARRAKO BURUJABETASUN-SOBERANÍA DE NAVARRA. nabartzale@gmail.com

2013/02/25

Martin Ttipia brotes nuevos, raíces antiguas

En busca de los orígenes
Martin Ttipia brotes nuevos, raíces antiguas
Fernando Sánchez Aranaz
Una asociación cultural trata de ensalzar Álava y su carácter navarro. Se trata de Martin Ttipia Kultur Elkartea, presentada la pasada semana en Gasteiz.
Vitoria
 
Corrían los primeros días del mes de junio de 1199 cuando un gran ejército castellano remontó el valle del Zadorra para poner sitio a la villa de Vitoria, entonces llamada Nova Victoria, a la que el rey de Navarra, Sancho VI el Sabio, había dado fuero unos años antes, en 1181, sobre la aldea llamada Gasteiz. Vitoria constituía el centro de una tenencia, que eran la denominación de los gobiernos comarcales por medio de los cuales se organizaba política y administrativamente el Reino de Navarra. Era el tenente en aquellos momentos Martín Ttipia, quien organizó la defensa de la villa ante el ataque castellano. La capital gasteiztarra resistió durante nueve meses un feroz asedio, agravado por el hecho de que, por las fechas en que había comenzado, no se habían cosechado los campos y, lógicamente, los suministros eran escasos. El asedio terminó con la rendición de la localidad, a instancias del propio rey navarro, Sancho VII el Fuerte, con el fin de evitar más sufrimientos a la población. La villa era la plaza más importante de la Navarra occidental, también conocida como Navarra marítima, que en 1200 fue anexionada por Castilla, a excepción de la Sonsierra de Navarra, hoy denominada Rioja Alavesa, que permaneció dentro del Reino de Navarra hasta el año 1463.
 
La asociación que se presentó la pasada semana en los locales de la asociación de vecinos Urzaleak del concejo vitoriano de Aretxabaleta, Martin Ttipia Kultur Elkartea, ha tomado su nombre de aquel último tenente navarro de Vitoria. Esta nueva iniciativa, surge con la vocación de aportar al panorama cultural alavés un punto de vista que resultará nuevo y antiguo a la vez. La propuesta surge de la inquietud de un grupo de alaveses, convencidos de que la identidad de un pueblo, además de en su lengua y en su patrimonio, material o inmaterial, natural o arquitectónico, está en su memoria histórica. Martin Ttipia Kultur Elkartea quiere dedicarse al estudio y la difusión de la historia de Álava, en particular en su relación con la historia de Navarra, así como a la defensa, estudio, conocimiento, puesta en valor y transmisión del patrimonio alavés, tanto material como inmaterial.
 
En opinión de los promotores de la nueva asociación, "frente a la historia oficial que se nos ha presentado, plagada de unidades de destino, voluntarias entregas, pactos que no eran sino capitulaciones, conquistas disfrazadas de libres adhesiones, interesadas tergiversaciones e intencionadas falsedades, hemos querido investigar nuestra historia desde la imparcialidad y el recurso a las fuentes documentales, pero también desde la constatación de que se trata de nuestra propia historia, la historia de nuestra gente, y de que, por ello, tiene para nosotros un valor especial".
 
Todo ello en un contexto en el que no pueden, en sus palabras "menos que denunciar la colonización cultural a la que hemos sido sometidos, pieza clave para sustentar el resto de las facetas de la colonización".
 
En cuanto a la colonización cultural mencionada, durante la presentación de la asociación se citó el ejemplo de los Pirineos, que para la historiografía oficial hispana "parece que Dios los creó para que sirvieran de frontera entre Francia y España, cuando la realidad es muy distinta". Se recordó que ya Pascual Madoz, autor del monumental Diccionario Geográfico Estadístico Histórico de España y sus Posesiones de Ultramar, publicado entre 1845 y 1850, afirmaba, refiriéndose a Álava, que "las tres cordilleras que a especie de grandes murallas sostienen y defienden este territorio, son parte del Pirineo". De frontera natural, pues, nada, sino eje vertebrador de Vasconia.
 
En cualquier caso, los miembros de Martin Ttipia Kultur Elkartea mantienen la preocupación por no perder la perspectiva de que una cosa es la investigación y el relato de la historia, desde un punto de vista aséptico, y otra la interpretación de esa historia. "Lo que no haremos nunca -manifestaron- es manipular la historia para justificar nuestros argumentos".
 
Se suele comentar que la historia sirve para que un pueblo no repita sus errores, pero también para justificar las decisiones de sus dirigentes. En Martin Ttipia Kultur Elkartea afirman que "por definición, la historia sirve para el estudio y la divulgación de los hechos acontecidos en el pasado, pero también constituye un elemento imprescindible para la supervivencia de un pueblo, un pueblo sin memoria histórica propia es un pueblo sin identidad, sin personalidad y fácilmente manipulable".
 
Conscientes de que el territorio que hoy se llama Álava ha experimentado muchos cambios a lo largo del tiempo, comprueban que siempre ha mantenido una unidad con lo que, en términos generales, suele llamarse hecho vasco, realidad que constituirá el núcleo de su trabajo, estructurado en torno a los sucesivos escenarios históricos de Vasconia, el reino de Pamplona y el Reino de Navarra, hasta llegar nuestros días.
 
La asociación
 
Martin Ttipia Kultur Elkartea nace como una iniciativa cívica que persigue la recuperación de la memoria histórica de las tierras que hoy componen Álava, como parte fundamental de lo que en su día fue el Reino de Navarra. Por ello ha tomado el nombre de quien dirigiera la resistencia de Vitoria ante el asedio castellano de 1200, siendo el logotipo de la asociación el sello del rey Sancho VI el Sabio. "Queremos que los alaveses se reconozcan en la historia como navarros que fueron y, para ello, pretendemos acercar a la sociedad alavesa los datos que los arqueólogos e historiadores van sacando a la luz día a día", manifestaron los representantes de la nueva asociación en el transcurso de su presentación. Se plantean, por lo tanto, el estudio y la difusión de la historia de Álava, como parte constitutiva de Navarra, con el objetivo de que los ciudadanos y las ciudadanas dispongan de elementos para elaborar su propio criterio al respecto.
 
Para conseguir estos fines, la asociación Martin Ttipia Kultur Elkartea se propone desarrollar a lo largo de este año diversos actos culturales, que girarán en torno a la conmemoración del aniversario del asedio por parte de las tropas castellanas a la villa de Vitoria. Para ello han organizado un ciclo de charlas que recorrerán toda la geografía alavesa, con el fin de difundir este episodio fundamental para entender la falsa división entre vascos y navarros que, consideran, es prácticamente desconocido para gran parte de los alaveses. Éste, desde su planteamiento, sería un primer paso para que en el ámbito educativo y en la sociedad en general se conozca la historia de Navarra y su importancia fundamental para que la lengua y el pueblo vasco hayan sobrevivido hasta nuestros días.
 
Otro objetivo que se han marcado, es el de recuperar la figura de Martin Ttipia como personaje histórico fundamental en la historia de Vitoria, consiguiendo su reconocimiento institucional que, proponen, se materializaría en forma de placa o monumento en algún punto de la antigua Gasteiz.
 
Además, la nueva asociación cultural considera importante para la recuperación de la memoria histórica, el estudio y puesta en valor de los castillos navarros del territorio alavés, hoy en su mayor parte en estado ruinoso, cuando no olvidados. Para informar acerca de todas estas actividades, la asociación cuenta con el blog http://martintxipiadotcom.wordpress.com.
 
Los promotores de Martin Ttipia Kultur Elkartea sostienen que un sentimiento de pertenencia a un todo común ha subsistido en Álava, mitigado por el paso del tiempo y así ha llegado hasta nuestros días. Citan como en 1177, los embajadores navarros ante el rey de Inglaterra Enrique II Plantagenet, durante las discusiones para alcanzar el laudo arbitral que delimitaba la frontera entre los territorios navarros y castellanos, habían presentado a favor de sus reclamaciones el argumento de que sus derechos no se sustentaban en batallas ni conquistas, sino en la "fidelidad probada de sus moradores naturales".
 
Por ello, allá por el año 1212, una docena de años después de la conquista y anexión castellana, cuando un grupo de guerreros de la Llanada, bajo el mando de Iohan Belez de Gebara, que acudió hasta el paraje llamado las Navas de Tolosa, en Jaén, formando parte de la coalición de reinos peninsulares cristianos que se enfrentaría a las tropas del rey musulmán Miramamolín, al llegar allí se pusieron inmediatamente a las órdenes del rey de Navarra, Sancho VII el Fuerte. Más de un siglo después, en 1367, los alaveses se reintegraron con total naturalidad en el Reino de Navarra, tras la firma del tratado de Libourne entre Carlos II de Navarra Pedro I de Castilla, permaneciendo así hasta 1371.
 
Por otra parte, se constata como la pérdida de ese sentimiento es paralela a la pérdida del euskara. A finales del siglo XVIII todavía eran mayoría en todo el norte de Álava los vascoparlantes monolingües. El sentimiento de pertenencia a Navarra es sustituido, tras la conquista de 1512, por el de pertenencia a una común Euskal Herria o tierra del euskara, luego, cuando se pierde la lengua, ni eso. Como anécdota, se relató en la presentación de Martin Ttipia Kultur Elkartea, que el año 1609, el obispo de Pamplona, Antonio Venegas de Figueroa, organizó un concurso de poesía religiosa con motivo de las fiestas del Corpus Christi. Las obras podían presentarse tanto en castellano como en latín o en euskara, porque, en palabras del obispo, "no es razón que la lengua matriz del Reyno quede desfavorecida". El premio en lengua vasca lo obtuvo Martín Portal, un alavés natural de la localidad de Peñacerrada. La unidad política que había quedado desbaratada, era mantenida con obstinación en el ámbito de la lengua.
 
Otro ejemplo de ese pertinaz aunque soterrado sentimiento de unidad de los alaveses como vasconavarros: los dominicos de la capital alavesa, en 1780, proyectaron colocar en su convento, hoy desaparecido, que estaba donde se encuentra el centro cívico Aldabe, una pintura que representara al Rey Sancho VII el Fuerte de Navarra, quien, en 1225, había cedido a los padres predicadores su casa fuerte de Vitoria para que instalasen allí su primera comunidad vitoriana. Tuvieron que desistir de ello por, en sus palabras, "no exponerse a modernas críticas".

2013/02/21

“A favor de un curriculum nuevo sobre la Historia de Nabarra”. Artículo de opinión

“A favor de un curriculum nuevo sobre la Historia de Nabarra”. Artículo de opinión
Sergio Iribarren Galbete; Miembro de 1512-2012 Nafarroa Bizirik

“Quien controla el pasado controla el futuro. Quien controla el presente controla el pasado”. George Orwell (novela “1984” )
 
Durante el pasado año 2012, año del V.centenario de la Conquista de Navarra, se puede decir que hemos conseguido poner sobre la mesa el debate en torno a la Historia de Navarra. Y esto ha sido posible gracias al trabajo de muchos y muy diversos agentes sociales: las dinamicas pueblo a pueblo de la iniciativa Nafarroa Bizirik; los Congresos de Historia organizados por Nabarralde, Xabier Mina, UEU, Eusko Ikaskuntza y Navarrate, entre otros; las publicaciones de diferentes editoriales (Pamiela, Txertoa, Txalaparta, …) , y diferentes grupos culturales, de teatro, musicales, folkloricos, pintores …
 
Se ha hecho un enorme esfuerzo con la intención de sacar nuestra Historia del olvido, con el doble objetivo de desmontar las manipulaciones que sobre ella todavía pesan. Hoy en dia podemos afirmar que Nabarra, mientras fue un reino soberano, tuvo una trayectoria particular, sin ataduras divinas ni con el imperio castellano ni con el reino frances.
 
En este sentido, en una sesion de trabajo celebrada en el Parlamento de Navarra en noviembre de 2012, ya nos encargamos de remarcar la necesidad de cambiar el curriculum que se estudia en las escuelas de nuestro territorio. A nuestro entender esa es una de las claves: para entender el presente, la Historia se nos presenta imprescindible. Pasado-Presente-Futuro son tres terminos indudablemente unidos. Es por ello que no podemos negar el derecho que las futuras generaciones tienen de conocer el pasado de estas tierras.
 
Y dentro de este contexto, a finales de Enero de 2013, nos enteramos por la prensa que desde el Departamento de Educacion del Gobierno de Navarra, en colaboracion con la “Comision 1212-1512-2012”, han organizado un concurso escolar que toma como base unica la “unidad didactica” publicada con tal motivo.
 
Para empezar desconocemos el importe de dinero publico que se han gastado en la elaboración de ese material. De todas formas no podemos ver con buenos ojos la utilizacion del dinero de todas con el objetivo de dar a conocer una visión parcial, cuando el objetivo de las instituciones publicas deberia ser el de fomentar el debate. Como prueba, un extracto del texto de presentación del comic publicado:
 
“Finalmente, en 1530 Navarra quedó dividida por la frontera natural de los Pirineos (exceptuando la localidad de Valcarlos), que separó el Reyno entre la Navarra española (Alta Navarra) y la Navarra francesa (Baja Navarra).

Cinco siglos después de esta fragmentación del Reyno, los territorios navarros al sur de los Pirineos han logrado mantener hasta nuestros dias sus propias leyes históricas y su identidad. Sin embargo, la Navarra francesa quedó diluida en el centralismo estatal que se impuso en Francia tras la Revolución francesa de 1789”

A nuestro entender, en este parrafo se resume la manipulación a la que nos ha sometido la “historiografia oficial”. La utilizacion de terminos como “frontera natural”, “la Navarra española”, “la Navarra francesa”, “mantenimiento de leyes e identidades propias” … no suponen mas que otro fraude a la Historia de Nabarra.
 
Entonces, queremos volver a denunciar la actitud tomada por UPN durante el V.centenario de la conquista de Nabarra, ya que no contentos con dedicarse a evitar el debate, han intentado poner trabas a la labor que realizamos desde el movimiento popular. Ahora “cargan” con un concurso escolar que nace “cojo”. Ese no es el camino.
 
Por todo ello, desde la iniciativa 1512-2012 Nafarroa Bizirik, os animamos a uniros a nuestro esfuerzo en pro de un cambio substancial en el Curriculum de la Historia de Nabarra. Creemos en la unión de tanto colectivos que trabajamos en la recuperacion de la Historia, como agentes y sindicatos del mundo de la enseñanza, historiadoras, agrupaciones estudiantiles, profesoras, … para que nuestra Historia tenga el lugar que se merece.

2013/02/07

Colonizadores y colonizados

Colonizadores y colonizados
http://astindulamatadelcoco.blogspot.com.es/2013/01/colonizadores-y-colonizados.html

Estamos entrando en la última fase del aniquilamiento paulatino que el imperio español en adelante el ocupante, lleva desarrolando durante siglos contra este pueblo.

 Pasada la inicial conquista, aniquilamiento de nuestras instituciones, aculturización de nuestro pais, borrado de nuestra historia, estamos en estos momentos, donde ya la resistencia armada ha sido desmontada, en la fase final del posible final de este pueblo como cultura.

En la última fase, el colonizado o sometido u ocupado, comienza a no distinguir reconocer que vive bajo el poder de una potencia extranjera y comienza a dudar y a no diferenciar quien es el ocupante o el ocupado e incluso, cegado por el estatuto y las elecciones, comienza a no entender que vivimos en un país colonizado.

Muchísimos canarios lo tienen claro, pero aquí despues de años de rebelión, no somos capaces de distinguir quien es el enemigo y quien trabaja y colabora con el.

 Estamos escuchando como gentes que son euskaldunes y han sido y son independentistas, son capaces de comparar y colocar en la misma justicia a Basagoiti y Patxi Lopez considerandolos nuestros vascos, cuando siempre fueron el instrumento para acabar con la cultura vasca.

La colonización, aparece en cuanto enciendes el interruptor de la luz, y de tu trabajo sale un porcentaje para las arcas del gobierno español, que luego será robado y despilfarrado. La colonización está en los libros que aprenden nuestros hijos, donde nos siguen enseñando historia de España aunque los textos estén escritos en euskera.

 La colonización dirige nuestras universidades, aplica los recortes sociales, quita las pagas a los funcionarios, despide obreros, privatiza los comedores de los hospitales, impone la lengua castellana, ocupa todos los medios de comunicación y sigue teniendo miles de soldados y policias trabajando a diario para controlar a este pueblo ,aunque ya no los veamos por las calles.

No tenemos los mismos derechos los que estan en el lado de los ocupante, que los que no sentimos ocupados. Si hay oprimidos hay opresores, si hay colonizadores siempre habra colonizados y si hubo una ocupación militar entoces hay un pueblo ocupado.

Es un juego malevolo dirigido por el ocupante, para de nuevo desviarnos de nuestra razón política, hablar de la diversidad cultural de este pueblo. Es otra trampa para mantener disimulada la españolización y en ese multiculturalismo revuelto, diluir a los vacos como una cultura más que habita en las tierras cantábricas.

En este pais solo hay dos clases sociales, los que colaboran y quieren a España y los que queremos y luchamos por recuperar Navarra.

2013/02/05

No tenemos futuro mientras sigamos colonizados por el Reino de España.

No tenemos futuro mientras sigamos colonizados por el Reino de España.
Iñigo Saldise Alda

Los currelas, los empresarios, la Nación nabarra en general, llevamos reviviendo la misma política colonial española desde hace muchos siglos. Una política que proviene de las directrices imperialistas de la metrópoli de Madrid. Dichas directrices están totalmente viciadas y además, no son nada innovadoras. Unas pautas que nos hunden en un desánimo burocrático e impiden cualquier movimiento empresarial propio de nuestra Nación, para generar empleo y por ende riqueza.

Al contrario, el colonialismo explotador que nos impone el Reino de España desde hace cientos de años, casi miles en algunos de nuestro legítimos territorios, arrasa con el poco capital que podemos crear en estas duras condiciones derivadas del sojuzgamiento económico a la par de político, de nuestra sociedad. Todos los buenos planes, los buenos propósitos y los buenos argumentos para mejorar se estrellan contra una realidad manchada de ineficacia. No nos referimos solo a la ineficiencia que nos llega desde la metrópoli, sino también de la derivada de las diferentes autonomías que soporta nuestra Baskonia surpirenaica, innegablemente supeditada por la estructuración impositiva territorial y colonial española.

Seguimos atascados con el mismo sistema que nos han impuesto. Con las mismas ideas que no han logrado ningún progreso independentista en los últimos siglos. Pero también con la misma pasividad y pasotismo de un Pueblo que ya debería haber salido a la calle, pacíficamente, a exigir su libertad.

A su vez, entre nosotros, seguimos presos de los mismos odios, rencores, cerrazones e incluso, hasta de las mismos gozos y alegrías.

Todo esto tiene que cambiar con una nueva estructura política y social que solo puede proporcionarla la recuperación de la plena soberanía del Estado de Nabarra.

Debemos olvidarnos del oprimente Estado español y de aquellos agentes que trabajan a favor de esa maquinaria imperial y colonial, ya sea de forma consciente o inconsciente. Hemos de quitarnos de encima su explotador colonialismo.

La independencia mediante la recuperación de nuestro histórico Estado, Nabarra, nos dará los medios necesarios para superar nuestros problemas actuales, que ciertamente son muchos, y así encarar el futuro con el mismo optimismo existente en los muchos Países que ya han superado la actual crisis mundial, u otras pasadas.

Estamos colonizados por un País decadente y económicamente desahuciado, de donde jamás saldremos del pozo negro en el que estamos sino logramos desconquistarnos mediante la descolonización mental y física, es decir, haciendo nuestra propia política soberana.

Constituidos de nuevo en forma de Nación soberana, tendremos nuestra propia Constitución, nuestras propias leyes basadas en el Derecho Pirenaico, junto a un Parlamento digno de ese nombre. En definitiva, nuestras propias instituciones, que serán las menos posibles y debidamente vigiladas, pues así será más difícil la corrupción política enquistada e históricamente española.

La independencia, la soberanía, tiene que llegar porque es imprescindible. Además de ser un Derecho innato que poseemos, no podemos ni debemos, seguir durante más tiempo dándole de comer al mismo “águila imperial”; a la misma metrópoli. La independencia, la soberanía, nos hará finalmente libres y también más felices, porque disfrutaremos de un bienestar del cual carecemos ahora. La independencia, la soberanía, nos permitirá recuperar nuestra propia identidad, que es la de nabarros y no la de españoles.

La Baskonia surpirenaica no pueden salir adelante mientras tengan más de 300.000 parados, aproximadamente. No podemos prosperar si nuestra juventud, que desde mi punto de vista es la mejor preparada de toda nuestra historia, tiene que emigrar en busca de trabajo.

En definitiva, no tenemos futuro mientras sigamos colonizados por el Reino de España; algo que debemos hacer extensible a las tierras de la Baskonia norpirenaica con respecto a la República de Francia.

NABARRAKO ERESERKIA

Nabarra, reflexiones de un Patriota

Reflexiones de un Patriota by Iñigo Saldise Alda
ASKATASUNA = Baskoinak x Nafar Paradigma

"PRO LIBERTATE PATRIA GENS LIBERA STATE"

"Aberri askearen alde jende librea jaiki"

"De pie la gente libre a favor de la libertad de la patria"

Navarre shall be the wonder of the world

by WILLIAM SHAKESPEARE

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

EUSKARA-LINGUA NAVARRORUM

©NABARTZALE BILDUMA 2011

©NABARTZALE BILDUMA 2011